Mercados de futuros como forma de inversión

Los contratos de futuros son acuerdos financieros que se encargan fijar todas las condiciones que rodean la transacción, pero pactando otra fecha para la verdadera ejecución de la misma. Al establecerse un futuro se crea una obligación entre las dos partes que conforman la transacción: El vendedor debe entregar el activo, mientras que el comprador tiene la obligación de hacerse del activo correspondiente, justo en la fecha de vencimiento del futuro.

Este tipo de contratos se puede aplicar sobre cualquier tipo de activo subyacente, por lo que, pueden variar los factores que pueden influir en la operación. Asimismo, la variedad de activos sobre los que se puede negociar permite crear de estas operaciones un mercado rentable para muchos inversionistas.

El mercado de futuros es un espacio desarrollado con la finalidad de llevar a cabo todas las operaciones relacionadas con éste tipo de acuerdos financieros. El tipo de futuros más común presente dentro del mercado es el que se practica sobre acciones, aunque los futuros sobre divisas e índices también son bastante usuales entre los operadores.

Consejos de inversión en mercados de futuros

Consejos de inversión en mercados de futuros

Aunque sea denominado “mercado de futuros”, al igual que otros mercados financieros, no se cuenta con alguna sede, más si con mercados oficiales organizados que se encargan de funcionar en forma de intermediarios y garantizar la ejecución correcta de la transacción. El hecho de que exista una parte que se comprometa a vender y otra que se comprometa a comprar a través de un intermediario, es suficiente para considerarlo un mercado.

Los mercados de futuros tienen la finalidad de establecer las características que conforman el contrato, donde la forma de liquidación y la fecha de vencimiento suelen representar las partes más importantes. Al garantizar la ejecución de la transacción también se encargan de la liquidación diaria y de que ambas partes cumplan su compromiso, por el contrario, se ven en la obligación de responder para evitar que alguna parte termine perjudicada.

Aunque este tipo de mercados fue creado con la finalidad de proteger a los inversores de las fluctuaciones de precios relevantes, hay quienes lo utilizan en busca de beneficios financieros, por lo que, se pueden apreciar distintas operaciones de futuros y distintos tipos de operadores.

Invertir en mercados de futuros

Invertir en mercados de futuros

El operador lógico del mercado de futuros es aquel que busca protegerse realmente de las variaciones eventuales que pueden ocurrir en otro mercado, a ellos se les denomina Hedgergs. Por otra parte se encuentran los inversionistas, que son quienes asumen riesgos en busca de rentabilidad y obtención de capital.

Los Hedgergs son aquellos que practican la cobertura de sus operaciones, mientras que los inversionistas solo buscan aprovechar las variaciones que existen en el valor del activo subyacente comerciado, en busca de algún beneficio a corto plazo.

Considerando que en los futuros se acuerdan los precios en los que se podrán obtener cierto activo durante un tiempo determinado, y la cantidad de variaciones que pueden ocurrir en el valor de un activo, son muchas las maneras de obtener ingresos de los mercados. Por éste motivo es que el mercado de futuros es la alternativa de numerosos inversores a nivel mundial.

Mas informacion sobre este tema

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.