Cómo ahorrar dinero en la factura del aire acondicionado

Aunque parecía que no, y aunque algún meteorólogo francés afirmaba que no habría verano. El calor ha llegado, el buen tiempo, la playa, el solecito…pero también el calor insoportable. Y que mejor que el aire acondicionado para pasar esas tardes calurosas en casa con un refresco en la mano, pero tenemos que ser cautos a la hora de utilizar este electrodoméstico ya que consumen mucha energía y hacen un daño considerable al medio ambiente.

Te mostramos algunos consejos para utilizar de forma adecuada el aire acondicionado.

Lo primero es mantener el habitáculo donde se quiera disfrutar de esta temperatura cerrado, sin escapes de aire innecesarios, ya que se mantendrá mejor la temperatura si el aire del habitáculo cambia lo menos posible. Es mucho mas fácil y menos costoso mantener una temperatura estable que alcanzar dicha temperatura. No debemos llevar este consejo al limite, pues el aire acondicionado reseca mucho el ambiente y nos daremos cuenta al ver que tenemos más ganas de beber a cada momento que pasa. Para evitar esto es bueno colocar recipientes (decorativos para alegrar la vista) que contengan agua en la habitación, ya que este agua poco a poco se evapora manteniendo el ambiente húmedo.

Ahorrar en el aire acondicionado

Ahorrar en el aire acondicionado

Es bueno que el sol caliente lo menos posible el habitáculo bajando las persianas o colocando toldos que impidan la acción directa de los rayos del sol en la habitación. Los cristales polarizados o películas reflectoras también disminuyen el efecto-calor del sol, permitiéndonos ahorrar hasta un 20% en el consumo del aire acondicionado.

Aprovechar las bajas temperaturas de la mañana, si abrís las ventanas a tempranas horas, gozareis de un aire fresco, de una temperatura agradable, renovareis el aire de la habitación y se establecerá en esta una temperatura óptima.

Hay ciertos aparatos electrónicos que generan de por sí calor, como puede ser el ordenador, los DVDs, los televisores no planos o incluso las bombillas, por esto es conveniente hacer un apagado de aparatos que no sea necesario que estén encendidos.

Las paredes recubiertas por productos aislantes también nos ayudarán a reducir el consumo ya que impiden que las temperaturas sean tan extremas dentro de la casa y así ahorrarnos hasta un 30% en dicho consumo.

Coloque el termostato lo más lejos posible de cualquier fuente de calor (lámparas, luz del sol directa…). La parte exterior del aparato del aire acondicionado debe colocarse estratégicamente, con buena circulación de aire y protegida de los rayos del sol.

Cuando vaya a adquirir un aparato nuevo es bueno dejarse asesorar por los especialistas, informándoles de cuantos metros cuadrados quiere refrigerar y en que condiciones esta para que le pueda ofrecer el mejor servicio.

Una oferta económica es adquirir un aire MINISPLIT, esta clase de aires acondicionados sirven para ambientes pequeños(hasta 30 m2). Posee un filtro de aire muy sencillo de desmontar y lavar y control de climatización electrónico que nos permite regular con máxima precisión la temperatura ambiente.

Recordar que la temperatura óptima esta entre los 23 y los 26 grados aunque fuera haga mucho más calor, si lo ponemos a menos temperatura podemos correr el riesgo de enfermar por los cambios bruscos de temperatura.

Mas informacion sobre este tema

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.